Durante todo el año, salvo los meses de julio y agosto, las personas con discapacidad tienen a su disposición diferentes talleres que se desarrollan en el Centro de Día. Cada día, durante dos horas y media, los usuarios cuentan con un punto de encuentro donde poder mejorar su autonomía personal, aprender a cocinar y dar rienda suelta a su talento y creatividad teatral.

Más en Miguel Esteban